La seguridad de tus equipos en centros sanitarios, nuestra prioridad

SERHS Projects proposa cuines industrials en hospitals i residències

En SERHS Projects queremos que todos los grandes equipos se encuentren seguros en sus espacios de cocina. Por ello trabajamos con primeras marcas del sector en todos nuestros proyectos para espacios de cocina de hospitales y residencias geriátricas.

Los más mayores son nuestro pilar, por ello implementamos todas las medidas de seguridad y normativa sanitaria acorde a la nueva realidad que vivimos. La seguridad de todo el equipo de cocina y de nuestros mayores es nuestra prioridad.

Estamos viviendo tiempos convulsos y necesitamos apostar por la consciencia y seguridad para garantizar la vuelta a la normalidad en todos los sectores de nuestra economía. Es momento de estar al lado de los que más nos necesitan, de cuidarlos y protegerlos para garantizar una vuelta eficaz a los hábitos, rutinas y futuros proyectos.

Desde la vertiente que nos ocupa, en SERHS Projects queremos crear espacios de cocina óptimos y seguros que permitan el buen funcionamiento y respeten todas las normativas sanitarias en los espacios de cocina de hospitales y residencias geriátricas

Seguridad e higiene, pilares principales en cualquier espacio de cocina

Sabemos que la satisfacción gastronómica es el plato estrella en cualquier espacio de cocinas industriales en hospitales y residencias. No obstante, hoy en la nueva realidad en la que vivimos, se incorporan otros parámetros fundamentales como son: la eficiencia, sostenibilidad y, por encima de todo, la garantía de seguridad y sanidad en todos los equipos que trabajan.

Todo ello da lugar a una cuidada selección de maquinaria y equipamiento que garanticen el cumplimiento de los más altos estándares de calidad, diseño y servicio.

La prioridad máxima en cualquier hospital y residencia geriátrica es la de mantener un espacio limpio y protegido, para evitar posibles transmisiones y contactos que empeoren el estado de salud de nuestros equipos y residentes. Por ello, el acero inoxidable ha de ser uno de los materiales principales en la ejecución de cualquier proyecto de cocina, pues garantiza una calidad higiénico-sanitaria, así como la aportación de innovación y flexibilidad al diseño del espacio.

La distribución del espacio, así mismo, ha de permitir el correcto flujo de las personas que configuran el equipo de cocina. Todas ellas han de disponer de su área de trabajo garantizando la distancia de seguridad entre cada uno de sus miembros y tener definido perfectamente el sentido de circulación entre las diferentes secciones que intervienen en el proceso de ejecución.

Ha de ser un espacio funcional, que conecte perfectamente con cada una de las dependencias de trabajo y capaces de absorber toda la producción en función del volumen de trabajo y número de residentes.

Y, lo más importante, ha de poder permitir una óptima gestión operativa y de higiene. Hemos de tener en cuenta que las necesidades nutricionales de los pacientes en hospitales y residencias son muy diversas y específicas.

Es importante contar con un espacio amplio y bien seccionado que permita identificar debidamente la materia prima que se debe elaborar en cada una de las elaboraciones del espacio de cocina.

Un espacio óptimo de una cocina en hospitales y residencias se divide en:

  • Zona de recepción. Es el lugar en el que se recibe la mercancía por parte de los proveedores. Uno de los requisitos imprescindibles que se solicita a los proveedores es que los productos que van a servir mantengan la cadena de frío (en el caso de productos refrigerados) y que los envoltorios se encuentren en perfecto estado. Por parte del manipulador, se exige que los procesos de preparación, elaboración y exposición sean de lo más rigurosos.
  • Zona de almacenamiento. En esta zona se debe garantizar un control exhaustivo de la temperatura, la limpieza y la rotación de los alimentos.
  • Zona de manipulación de alimentos. Se realiza la elaboración de los alimentos, bajo una supervisión absoluta en cuanto a higiene de todos los miembros del equipo. Las personas que lo integran visten sus propios elementos de protección como son guantes, gorros y mascarillas. Así mismo el cambio de uniformes se realiza en las propias dependencias, evitando de esta forma posibles contaminaciones por cambios de espacios.
  • Zona de lavado

Se instalan, al mismo tiempo, zonas de basura completamente cerradas que funcionan con sistemas de accionamiento de pedal y cubierta por una tapa de acero, quedando totalmente integrada en la encimera de trabajo, y evitando el accionamiento y contacto manual en su superficie.

En las  residencias dos son los aspectos más importantes que debe cumplir el espacio de cocina: capacidad y facilidad en la limpieza de cada turno.

Equipamiento y maquinaria para una cocina variada y saludable

Entre la maquinaria que más predomina en este tipo de cocinas encontramos hornos, abatidores de temperatura, frigoríficos industriales, trituradores, dosificadores, esterilizadores, entre otros.

Un buen horno y una buena cocedora de vapor permitirán conservar las propiedades de los alimentos hasta ser emplatado y garantizar la saludabilidad al residente. Así mismo, los trituradores, amasadoras y mezcladoras permitirán texturizar los alimentos en función de la necesidad de consumo de cada comensal.

Además hemos de poder disponer del mejor equipamiento que garantice la seguridad, limpieza y esterilización, y purificación de aire, para mantener el espacio de cocina ventilado en cada uno de sus diferentes puntos de acceso y trabajo. En www.serhsequipments.com, encontrarás todos los equipamientos profesionales para tu instalación. 

 

Visita www.serhsprojects.com